jueves, 15 de septiembre de 2016

Malvinas : Malcorra retoma los acuerdos firmados por Menem y Blair en 1989


Malvinas : Malcorra retoma los acuerdos firmados por Menem y Blair en 1989

El acuerdo de cooperación entre  Argentina y el Reino Unido, excluye el tema soberanía.
Buenos Aires y Londres acordaron una  declaración conjunta comienza dejando en claro que la soberanía es una "cuestión pendiente", tal como dijo ayer Malcorra, y se establece que "la fórmula de soberanía del párrafo 2 de la Declaración Conjunta del 19 de octubre de 1989, se aplica al comunicado conjunto y a todas sus consecuencias", es decir retoma los acuerdos de Menem-Blair de 1989, violado varias veces por los británicos.

Malcorra retoma la política entreguista de Menem

Ahora que la decisión unilateral de británicos y kelpers de apropiarse del petróleo en Malvinas es más evidente que nunca, nada más apropiado que recordar las causas que –una vez concluida la guerra– contribuyeron a plasmar esta nueva aventura pirata en el siglo XXI.

Durante el gobierno de Carlos Menem el tratamiento multilateral de la cuestión Malvinas pasó de segundo plano al más completo abandono. La política de Estado –si así merece llamarse– en relación con las islas propició desde un comienzo dos tipos de acercamiento diplomático, ambos de carácter bilateral, entre nuestro país y Gran Bretaña.

Con la inestimable colaboración del gobierno argentino, se aceptó justamente lo que el primero había intentado hacer desde la sanción de la resolución 2.065 de las Naciones Unidas (1965): frenar definitivamente el persistente y legítimo reclamo nacional. El primer tipo de acercamiento –tibiamente iniciado con Dante Caputo– funcionó bajo la fórmula del “paraguas de soberanía”. El tratamiento que dicha política daba a la disputa significó una postergación del reclamo de soberanía argentina sobre las Malvinas (se fundamentaba en los Acuerdos de Madrid de 1989 y 1990), sin alterar por ello la normal discusión de los aspectos relacionados con la explotación de recursos ictícolas e hidrocarburíferos, entre otros.

Concesiones sin beneficios para Argentina

Argentina y Gran Bretaña, "acordaron el establecimiento de dos escalas adicionales mensuales en territorio continental argentino, una en cada dirección", cuyos "detalles específicos serán definidos" próximamente.
Hasta ahora se hablan solo de escalas en continente argentino, es decir un aterrizaje y despegue, pero no de vuelos directos desde Buenos Aires o Río Gallegos a Malvinas.

Actualmente, la empresa chilena Latam hace un vuelo cada sábado desde Santiago de Chile a Mount Pleasant (Malvinas), pasando por Punta Arenas (sur de Chile), en tanto una vez por mes ese mismo vuelo hace escala en Río Gallegos de ida y de vuelta. Durante el gobierno del ex presidente Néstor Kirchner se prohibió a los isleños que organizaran charters que pasaran por el espacio aéreo argentino, política que siguió la ex mandataria Cristina Fernández.

En noviembre de 2015, Fernández de Kirchner amenazó con no autorizar más los vuelos semanales desde Chile a las Malvinas, que sobrevuelan por espacio aéreo nacional y son el único puente aéreo entre el archipiélago y el Continente, en búsqueda de que el gobierno británico cediera a un inicio del diálogo por la soberanía de las islas.rdad sobre MALVINAS con tu propaganda colonialista !

En el apartado ¨Atlántico Sur¨  del Comunicado Conjunto entre la Canciller Susana Malcorra y el ministro británico Alan Duncan declara qué

¨Atlántico Sur

En un espíritu positivo, ambas Partes acordaron establecer un diálogo para mejorar la cooperación en todos los asuntos del Atlántico Sur de interés recíproco. Ambos Gobiernos acordaron que la fórmula de soberanía del párrafo 2 de la Declaración Conjunta del 19 de octubre de 1989, se aplica a este Comunicado Conjunto y a todas sus consecuencias. En este contexto se acordó adoptar las medidas apropiadas para remover todos los obstáculos que limitan el crecimiento económico y el desarrollo sustentable de las Islas Malvinas, incluyendo comercio, pesca, navegación e hidrocarburos. Ambas Partes enfatizaron los beneficios de la cooperación y de un compromiso positivo de todos los involucrados.

De conformidad con los principios establecidos en la Declaración Conjunta del 14 de julio de 1999 y el Acuerdo por Canje de Notas, ambas Partes acordaron que serían establecidas conexiones aéreas adicionales entre las Islas Malvinas y terceros países. En este contexto acordaron el establecimiento de dos escalas adicionales mensuales en territorio continental argentino, una en cada dirección. Los detalles específicos serán definidos.

Ambas Partes expresaron su pleno apoyo al proceso de identificación de ADN con relación a los soldados argentinos no identificados sepultados en el cementerio de Darwin. Las conversaciones sobre esta delicada cuestión humanitaria serán llevadas adelante en Ginebra sobre la base de una evaluación del Comité Internacional de la Cruz Roja, complementada por las conversaciones bilaterales que sean necesarias. Ambas Partes acordaron que los deseos de las familias involucradas son de la mayor importancia.

Ambas Partes acordaron establecer una fecha para una reunión más amplia a la mayor brevedad posible.¨

Para Malcorra el petróleo y la posibilidad de un “Joint ventures” sobre hidrocarburos alrededor de las islas, “era una cosa sensata a discutir y que puede tener sentido”.

Ahora los kelper esperan con ansias que se levanten todos las restricciones argentinas respecto a sanciones.

Los kelpers le dieron la bienvenida a la decisión argentina "de remover todos los obstáculos que limitan el crecimiento económico y desarrollo del archipiélago" y se manifestó deseoso de que se levanten las sanciones contempladas en las áreas de explotación de hidrocarburos y pesca, entre otras.

Tras las concesiones de la canciller Malcorra el gobierno kelper ahora contará con representantes en cualquier conversación futura sobre los temas mencionados. La soberanía de las Islas Malvinas no será parte de estas conversaciones.

Con esta declaración conjunta a la Argentina dejará de buscar su apoyo internacional le otorga a los británicos el rango de socios,  quedando el reclamo soberano por Malivnas en segundo plano y solo como una débil protesta formal ante el Reino Unido. Aceptando colaborar con los británicos en la exploración del petróleo, pesquero en una zona donde existe una disputa de soberanía con los británicos, que se niegan a resolver y a continuar con su posición colonialista, sobre el archipiélago.

¿Malcorra entre intereses personales y nacionales?

Entre los principales anhelos de la canciller Malcorra está la presidencia de las Naciones Unidas. La oferta de Macri y su designación al frente de la Cancillería argentina nunca estuvo en los planes de Malcorra, quien sin embargo aceptó, el cargo, dejando en claro que su principal ambición era  competir por la presidencia de la ONU. La política del ¨buen vecino¨ adoptada por Malcorra para con los británicos, donde concede casi todo, sin obtener nada para Argentina, pareciera responder a sus intereses personales y no tanto nacionales, ya que cualquier política confrotativa, irritaría a los británicos quién vetaría su ansiada candidatura a presidente de la ONU.

0 comentarios :

Publicar un comentario

Archivo General

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...